Bebeto Alves – Devoragem (2008)

Bebeto Alves lleva muchos años haciendo música pero lo conocí hace poco con su trabajo Bebeto y la Milonga Nova. Me gusta porque suena bien auténtico. Me recuerda a Casuza. Un disco muy interesante y difícil de encasillar.

Las canciones de Bebeto Alves son una de esas raras cosas que vienen a la vida para hacernos sentir lo que es la vida. Ene ellas nada hay de accessorio: lo que no les es absolutamente esencial les es absolutamente estrañoo. No son buenas canciones, no son canciones bien hechas, no son canciones inteligentes. Quienes están más allá de lo estético, de la cultura y de la pericia, esas categorías non les sirven. Son canciones verdaderas, esto es, salidas de la verdad, y son reveladoras de ella . De ahí la inutilidad de apuntar sus eventuales proximidades: en su “verso caudaloso  y nada más”, muchas veces denso y magnético, como en “O demolidor”, hay algo de la prosa de Bob Dylan; en “Globalización” resuena a Manu Chao  y al Caetano de “Fora da Ordem”; en “Líquido”, a Cigala; en cierta entonación del canto, a Zeca Baleiro (que, entretanto, debajo de  los aspectos más decisivos, no podría serle más distante). Mas nada de eso ayuda a situar las canciones de Bebeto Alves, pues ellas son ferozmente solitarias: no citan, no entran en el juego de la cultura, no quieren parecer lo que son y lo que no son. Ellas son. Solo. A solas. Si quisiéramos darles compañía, hablemos de sus hermanos espirituales: Tom Waits, Lou Reed, estirpe de artistas, más que de compositores. Hay de hecho, como en ellos, sus hermanos, en Bebeto Alves el encanto de algo siempre íntimo. Su voz y su poesía nacen de las ruinas, y de ellas reinventan un nuevo mundo. Él está siempre canta e celebra ese lugar temporal donde la decadencia se confunde con lo inaugural, el fin con el comienzo: “Inauguro, de nuevo, el fin del futuro”. Su voz canta de un tiempo que es después del fin, sus palabras ya morirán y resucitarán. Es un arte póstumo. Esa parece ser su condición fundamental, la fuente de su verdad. El canto de Bebeto Alves testimonia su propria verdad. Francisco Bosco. (Fuente reseña: http://www.myspace.com/bebetoalves; Traducción: Con una ayudita de mis amigos).

Tracklist:

01. O Demolidor
02. Periferia
03. Liquido
04. Tchau
05. Se Eu Soubesse
06. Devim
07. Pedra Pedrinha
08. Devoragem
09. Globalización
10. Why?
11. Naval
12. Osseva

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: